sábado, 25 de octubre de 2008

LOS SUICIDAS: "TODO HOMBRE SANO PENSÓ ALGUNA VEZ EN EL SUICIDIO" (ALBERT CAMUS)


"Mi papá se quito la vida hace veinticinco años, ese mismo día yo cumplía cinco. En cuatro semanas, cuándo se cumplan los veinticinco años, yo voy a cumplir treinta años, la misma edad que él tenía cuándo se mato. No tenía presente estas coincidencias hasta que el tema me salió al cruce".
Daniel (protagonista)

Con estas palabras, dichas en off en boca del protagonista, comienza"Los suicidas" (2005) el segundo film del director argentino Juan Villegas, recordado por su excelente ópera prima llamada "Sábado" que resulto ganadora de importantes premios durante el 2001. Si "Sábado" se centraba en mostrar lo circular y azarosa que puede resultar la vida para sus tres parejas protagonistas, en este caso prefirió tomar como base el destino - sin dejar en ningún momento el azar de lado - utilizándolo como principal móvil del protagonista. El film es una adaptación de la maravillosa novela del escritor argentino Antonio Di Benedetto (El Pentágono, Zama, Mundo animal, El silenciero, El cariño de los tontos, etc) llamada con el mismo nombre Los suicidas (1969). La novela, al igual que el film de Villegas, se centran en mostrar la obsesiva investigación sobre el suicidio, o sobre los suicidas, que por momentos adquiere un sesgo policial; las constantes de la narrativa del autor: la reflexión sobre los fines del hombre, la muerte, la soledad; los discursos que sustentan o invalidan la cuestión del suicidio, como referentes emanados de la historia, de la religión, de la filosofía y de la ciencia; tales las premisas que recorren el texto y se yuxtaponen planteando diferentes posibilidades de lectura. "Yo creo que el hombre no es naturalmente bueno por el contrario, las necesidades, el afán de descollar. hacen que el hombre use muchas armas innobles. Si se porta bien es por obligación de la sociedad. Adentro suyo. se tortura. Por eso necesitamos la confesión. Por lo común nos rodean oídos sordos. La confesión busca sacar el veneno que tenemos adentro, busca el perdón. ¿Y quien es el que en forma directa nos otorga el perdón? La madre. Yo la perdí. Lo que yo siento en estos momentos es una soledad individual muy profunda, gran pudor en los sentimientos. Se me ha vuelto un tremendo problema exteriorizarlos. Si me juzgo -como todos los que fuimos inventados por Pirandello o Dostoievsky-, me siento solamente culpable y sin redención. Porque, ¿Quién me perdonaría? La otra alternativa de confesión la da el amor en pareja, que quizá sea la única salvación del hombre en sociedad". Según palabras del mismísimo Antonio Di Benedetto


El film narra la historia de Daniel (Daniel Hendler, actor ya fetiche de Villegas), un periodista gráfico al que encomiendan investigar la historia de un muerto. Todo lo que tiene Daniel es una foto del occiso, y la aparente certeza, comunicada por su jefe, de que ese hombre se suicidó. A decir verdad, tiene más que eso: el tema es un elemento importante de su propia historia familiar, ya que su padre y otros parientes también se quitaron la vida. Y además la tiene a Marcela (Leonora Balcarce), la tímida fotógrafa de la redacción a quien le asignan la tarea de ilustrar la nota con imágenes. Nunca se habían fijado el uno en el otro pero, mientras caminan juntos de aquí para allá, comenzarán a hacerlo. Y con el correr del film descubriremos que la timidez de la chica esconde más de un enigma o misterio. El protagonista se pregunta si verdaderamente el suicidio es hereditario, esta incertidumbre es debido a un gran número de suicidios que hubo dentro de su familia a lo largo de los últimos años, especialmente el de su padre. Esta carga se potencia al tener que investigar - a pedido de su jefe - sobre un supuesto suicidio, acrecentando aún más su obsesión por este tema. Un tema que, tanto en la novela de Benedetto como en el film de Villegas, es tratado con total sencillismo y profundidad, tomándolo como principal motor en la vida de esta persona, pero también, como una valiosa oportunidad de tratar abrirnos los ojos frente a este tema que ha ido creciendo a lo largo de los últimos años. En el mismo film uno de los personajes - un especialista al que ellos entrevistan - dice que hoy en día mueren más de un millón de personas por año en el mundo a causa del suicidio. Mientras más íntimamente conocemos a nuestro protagonista, más vamos regodeándonos con su soledad, su solitarismo, su inseguridad y sus obsesiones más oscuras. La investigación, la indagación sobre la herencia, sobre la posibilidad de poder cambiar el propio destino, son los ejes que pesan sobre el protagonista, que se mueve por la vida con una coraza imposible de traspasar. Su miedo a repetir la historia lo incapacita de generar vínculos, como si cada día pudiera ser el último. En un momento Daniel - entre sus tantos diálogos en off - dice:

"Mañana podría cambiar de vida, pero no puedo cambiar de oficio, soy mi oficio. Si no cambio de oficio, no puedo cambiar de vida. Cambiar de mujer no cambia nada, cambiar de recuerdos...el pasado no se cambia, a menudo nos gobierna. Hace treinta años me dieron este cuerpo al que después se le fueron agregando hábitos, ideas, una manera de caminar, de mirar, de comer...vengo de atrás, tengo ayer pero no sé si tendré mañana"
Daniel (protagonista)



Eso siente el protagonista, eso piensa y eso siente. Todo camino que toma lo lleva hacia un mismo tema, el suicidio. Deja a su pareja debido a que entre ellos siempre invade el silencio, el choque y las discusiones, y comienza una relación con su colega Marcela. Marcela es una mujer tímida callada y que sufre por dentro, manifestándolo a través del silencio y la soledad en la que se ensimisma. A partir de que ambos empiezan una relación, los rasgos policiales y de investigación, son tapados por un drama intimista y hasta a veces angustiante, al ver a estos personajes que se necesitan mutuamente pero nunca ninguno se lo dice al otro. Marcela lo hace a través de señales e indirectas que Daniel no logra captar o lo hace pero no le da mucha importancia. Ambos se encierran en sus propios problemas, en un momento los dos tienen ganas de decirse cosas pero estas se las dicen escribiéndolas en un papel, confesiones que nosotros no vemos. Villegas nos pone una cámara fija con sutiles paneos, unos granos que por momentos parecen estar a punto de estallar, una música algo mística protagonizada por una guitarra, una Buenos Aires solitaria y desangelada, y una sociedad totalmente individualista. La soledad azota en todas partes y en todas las personas, al igual que el agobio y las ganas del cambio. "La primera sensación que tuve al leer la novela (y que me empecé a imaginar que podía ser una adaptación) fue el hecho de que había una forma de narrar, de estructurar y desarrollar las escenas que tenían que ver con el cine. También una ausencia de descripciones excesivas en cuanto a los lugares, incluso a las acciones. Es muy concreto en la descripción de las acciones y se parece incluso a la escritura de los guiones, con una impronta literaria muy fuerte del estilo de Di Benedetto pero que, claramente, tiene una influencia y una herencia del cine. Investigando un poco más descubrí que se sentía muy influido por el lenguaje del cine en sus novelas, era cinéfilo. Además fue crítico de cine y escribió guiones. Yo soy de la idea de que es posible que a esta novela la haya pensado como una posible película. Pero no tengo pruebas, es una sensación. Después, hubo algo más personal que me llevó a adaptar la novela, que es el tema de la ausencia del padre del protagonista". Según palabras de Villegas. Los suicidas es un film que da su granito de arena frente a lo que es el suicidio, dejando al desnudo la ignorancia que muchos tenemos y que nos dejamos llevar por viejas supersticiones. ¿El suicidio puede ser genético? En el film se deja bien en claro que no lo es, sino que sí puede ser motivado por aquello que uno vivió durante su niñez. En el caso de Daniel, el se crió frente a varios suicidios dentro de su familia. ¿Que otra cosa puede creer habiendo tenido una infancia tan traumática y rodeada de muertes?

7 comentarios:

El Ente dijo...

Amigo Ariel, una vez más has vuelto a crear magia en tu post. Nuevamente conviertes en poema la descripción de una película, de unos personajes, de unos actores.

Gracias amigo!!!

Un abrazo!!

Ariel Luque dijo...

Querido y amigo Ente, recién he leído lo que has escrito en tu blog. Te deje alli mi comentario. Un abrazo enorme y muchas gracias!

Ariel.

El Club de los Parados dijo...

Vengo tra visitar el blog de tu "manager" ;-)
Es bueno contar con amigos para que den a conocer el esfuerzo y trabajo que a veces el anonimato hacer caer en olvido.
te dejo una invitacion a mi blog. Siempre seras bienvenido.
Nos leemos

Ariel Luque dijo...

Bueno, muchas gracias. Es verdad lo que dices y por eso le estoy muy agradecido al Ente. Ahora mismo los enlazo asi entramos en contacto seguido. Un abrazo y nos leemos!

Ariel.

Martín Garrido dijo...

Tengo que ver la película, reconozco que has despertado mi curiosidad a pesar de que me paso la vida en el cine. No hay vida de los cines, allí la magia perdura hasta el final mientras que fuera...

Un saludo.

Ariel Luque dijo...

Querido Martín Garrido, bienvenido colega! Es verdad lo que dices... sabes que me vino a la mente la estrofa de una canción de Sabina llamada Esta boca es mía:

"La guerra que se acerca estallará
mañana lunes por la tarde
y tú en el cine sin saber
quién es el malo mientras la ciudad
se llena de árboles que arden
y el cielo aprende a envejecer".

Aquí todo depende de que pelicula este viendo ella, si esta viendo una pelicula de Bruno Dumont o Haneke, la frialdad y la desbastadora realidad de sus filmes es comparable con ese afuera que describe Sabina jaja. Sigamos en contacto Martín, un gusto conocerte! Te enlazo ya mismo.

Ariel.

Unknown dijo...

網頁設計 網路行銷 關鍵字廣告 關鍵字行銷 餐飲設備 製冰機 洗碗機 咖啡機 冷凍冷藏冰箱 蒸烤箱 關島婚禮 巴里島機票 彈簧床 床墊 獨立筒床墊 乳膠床墊 床墊工廠 產後護理之家 月子中心 坐月子中心 坐月子 月子餐 銀行貸款 信用貸款 個人信貸 房屋貸款 房屋轉增貸 房貸二胎 房屋二胎 銀行二胎 土地貸款 農地貸款 情趣用品 情趣用品 腳臭 長灘島 長灘島旅遊 ssd固態硬碟 外接式硬碟 記憶體 SD記憶卡 隨身碟 SD記憶卡 婚禮顧問 婚禮顧問 水晶 花蓮民宿 血糖機 血壓計 洗鼻器 熱敷墊 體脂計 化痰機 氧氣製造機 氣墊床 電動病床 ソリッドステートドライブ USB フラッシュドライブ SD シリーズ